Más allá por el camino | Sergio Carrión
1540
post-template-default,single,single-post,postid-1540,single-format-standard,bridge-core-2.5.6,ajax_fade,page_not_loaded,, vertical_menu_transparency vertical_menu_transparency_on,qode-title-hidden,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-24.1,qode-theme-bridge,disabled_footer_bottom,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.4.2,vc_responsive,elementor-default,elementor-kit-9

Más allá por el camino

Se nos dio razón y la perdimos, tuvimos fe pero pecamos, soñamos perezosamente,
exigimos con las manos heridas, nadie pudo saber por qué hicimos lo que hicimos, por qué elegimos cuando pudimos haber descansado, por qué peleamos si teníamos seguridad, por qué fuimos más lejos e incluso añoramos tener donde nos necesitasen (sin merecer
porque somos en el mundo
cuerpos secándose al sol,
deseando luz, que el viento nos encuentre húmedos, luego secos, y estar listos para la noche cuando te pida bailar.
Al atardecer ya lo habrás olvidado y volverás a sentir tu cuerpo sobre la cama.
Evitarás las sombras pues no tienen nada que mostrarte; recobrarás el equilibrio justo antes de que llegue la noche.
Cuando esté la luna no tendrás promesas que cumplir, ningún lugar al que ir, sentirás tener el espacio para que quepan tus cosas, nadie te hará daño diciendo en último lugar tu nombre.
Y no seré ya el que escribe para quién, sabrás que no hay palabras
que puedan empujarnos más allá por el camino.

Sin comentarios

Publica un comentario